Cuaderno Ð Madrona    

   

   

  PortadaPanorámicas * Edificios * Notas Historia * Creadores * Localización* Más Ð Madrona*


         Escobar de Tardajos    

 

De la gran obra

Diccionario Geográfico-Estadístico-Histórico de España y sus posesiones de Ultramar,

de Pacual Madoz, Madrid, 1845, reproducimos su descripción de Escobar

ESCOBAR: Despoblado en la provincia y partido judicial de Segovia, término jurisdiccional de Madrona. Se componía de 16 a 17 vecinos según resulta de las matrículas de aquel tiempo; tuvo lugar su despoblación en el año 1530 a consecuencia de una enfermedad epidémica que repetida en dos o tres veces, llegó a dejar existentes solas 5 familias, las que se retiraron del pueblo: aun se conservan señales muy visibles de las casas y muy particularmente de la iglesia que en ella había, bajo la advocación de Santa Juliana, de la que hasta hace 10 ó 12 años se conservaba mucha parte de las paredes fabricadas de buena piedra en parte y argamasada: hay tres edificios; el uno destinado para encerradero de ganado vacuno, con dos cobertizos edificados a este fin, y el otro, compuesto de encerraderos para ganado lanar, pajares cubiertos de teja, otros varios corrales bajos de piedra seca, y una casita habitación para el guarda del término que pone y mantiene el señor conde de Puñonrostro, a quien pertenece.

* * *

Del libro

Significado de los nombres de los pueblos y despoblados de Segovia,

de Pedro Luis Siguero Llorente (1997), reproducimos su alusión al significado del nombre de Escobar

Escobar.- Escobar fue una aldea mediana, algo pequeña, que pagaba en el 1.247 al obispado 14,5 maravedíes. En 1.290 se cita como Escobar de Río Milanos. En 1.591 ya estaba despoblado.

Estaba situado a 3.500 m. al este con alguna derivación norte, donde hoy todavía se conseva el caserío de Escobar.

SIGNIFICADO: en la zona abundaban los arbustos llamados escobas, llamados así porque sirven para fabricar escobas. Del latín scoppa, escoba. Aunque hay varias plantas con esta denominación, en este caso se trata seguramente de la retama de escobas (Cytisus scoparius), pues sustituye a los encinares algo húmedos y los rebollares, que son los bosques que hubo aquí.

* * *

Situación a mediados del S.XIX, según el Diccionario Geográfico Español:

- ESCOBAR: caserío a 2,5 kilómetros del pueblo de Madrona, con 32 habitantes. Cinco viviendas y una edificación para otro uso, en compacto.

* * *

 

Escobar de Tardajos.- Este es el nombre con el que figura en los documentos más antigüos conocidos, y también desde en los apeos del Cabildo Catedral del año 1447. La segunda parte de su nombre, Tardajos, puede tener relación, con el del paraje en el que se encuenta, llamado Patas de Abajo.

Constituye desde esa fecha, junto con Madrona, Guijasalbas, Perogordo, Torredondo, El Sotillo, y otras, una propiedad de Digarias el Viejo (Diego Árias Dávila) iniciador de la poderosa familia de los Árias Dávila, desde cuya tercera generación obtienen el título de Conde de Puñonrostro. Escobar lo habitan sucesivas familias de renteros, procedentes de Madrona, hasta aproximadamente 1945. Los renteros y aparceros cultivan el término de Escobar, que es inmenso y contiene sotos, prados, montes y mucha variedad de suelos. Lo cruza y riega el Río Milanos, que nace de la unión de varios arroyos más arriba y enfrente del pueblo de Ortigosa del Monte.

Tuvo este caserío, una ermita dedicada a su patrona, Santa Juliana mártir, en cuya advocación celebraba sus fiestas patronales. No sé qué día, porque esta santa tiene en España varios días de celebración. De esta ermita deben de quedar restos, pero yo no los tengo identificados.

En el S. XIX, con la desamortización de Pascual Madoz, descubrimos la gran cantidad de propiedades que las diversas instituciones religiosas poseen en Escobar. Sin embargo, es el Conde de Puñonrostro el titular de la mayoría del témrino.

De este conde, la propiedad se transfiere a la familia Pujadas- Velarde (Teresa Pujadas y Maldonado, casada con Alfonso Velarde y Piñera, (Conde de Velarde, Vizconde del Dos de Mayo. Sus descendientes continúan siendo los propietarios. Su uso es el agrario; sus edificios no han recibido ninguna transformación desde hace largo tiempo, por lo que algunos ya se encuentran en ruina, y continúa deshabitado.

Este caserío, como El Sotillo, como Paredones y otros, nunca fue habitado por ninguno de sus dueños. Ni siquiera temporalmente; ni siquiera se construyeron o habilitanton alguna estancia, como para prevenir el quedarse algún día. Eso, y otros factores que no quiero reseñar, explican la forma y el devenir de sus construcciones, de su mantenimiento y de su estado actual.

Fernando Ayuso Cañas

* * *

* * *

FAC-octubre-2005

Esobar de Tardajos, en una imagen tomada en otroño de 2005. El pueblo del fondo: Ortigosa del Monte

 

FAC -abril - 2017

Mapa procedente del SIGPAC

 

FAC-agosto-2013

Esta vista se obtiene desde el caserío del El Sotillo.

Esta foto es del siglo pasado, sobre 1990, tomada en carrete, revelada y escaneada.
Se aprecian las medidas del caserío. A la parte de atrás están las cuadras, corrales, almacenes... y también tiene un gran patio interior.

 

La falta de alternativas para este tipo de instalaciones determina su desaparición.

 

 

A falta de mantenimiento, el deterioro avanza. Esta imagen también es de 1990 aprox., pero su construcción es sólida.

 

Esta imagen también es antigua pero está tomada con una Nikon digital en 2006, aprox. El término de Escobar es inmenso.

* * *

fleizazul.gif (954 bytes) árboles para la vida Fin de esta serie.